jueves, 21 de junio de 2012

LA LOCURA NUNCA TUVO MAESTRO


capricho nº 43 de Goya




ODA A LA LOCURA


¿Qué sería de la vida si se le quitase el placer?
Ya veo que me aplaudís.
Erasmo de Rotterdam



De tanto perseguir
a la bestia voraz de la sabiduría
se pueden ver
claramente en mi rostro
sus rasgos inhumanos
ofensivos y tristes
de una palidez que ya quisiera
ser lunática o natural

locura
ven y conviérteme en uno de tus sabios
para en sabio no convertirme
engáñame
para no ser desgraciado
haz que nunca sepa nada
para así ser dichoso
y que harto de viveza o de júbilo no conozca
como un niño
de la siniestra verdad
en el seno de tu embriaguez

que ignore el insomnio
de la punzante sabiduría
mi corazón ampliamente cerrado
en el éxtasis de tu ensueño

dame un soplo de vida
un acceso de locura
poemas y jazz y risas y pasiones
que en mis ojos siempre brille la ilusión
aunque ésta se evapore
como el rocío bajo la luz del sol
y que en mis adentros siempre quede
algo de todo este amor
que los sabios quisiera definir y malograr.

Abel Santos, del libro EL LADO OPUESTO AL VIENTO (Parnass ediciones, 2010)



El humanista Erasmo de Rotterdam,
autor de el Elogio de la locura.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

comentarios